maduronicaraguaManagua, 11 de enero de 2017.-  “En Venezuela, donde tanto se nos critica, hagamos la comparación de la economía y la distribución de riqueza, hemos demostrado ser exitosos en tiempos de bonanza y hemos demostrado que en tiempos de guerra política y económica también la Revolución Bolivariana ha sido exitosa para proteger y acompañar a nuestro pueblo y seguir construyendo el Estado Socialista en el campo de lo social y el bienestar”.

Así lo afirmó el Presidente Nicolás Maduro Moros, durante el encuentro del Comité Ejecutivo del Foro de Sao Paolo, realizado con más de 25 grandes partidos de la izquierda de la región presentes en Nicaragua, donde fue invitado para participar en la presentación del documento “Consenso de Nuestra América” contra la pretensión de imponer nuevamente las perversas y dañinas políticas neoliberales de la derecha, que buscan derrumbar los derechos adquiridos durante los gobiernos progresistas.

“Pudiéramos decir que la primera Ola Revolucionaria Popular del siglo XXI fue positiva para los pueblos. Hoy podemos decirlo: nuestros pueblos aprendieron a leer, a educarse, a tener vivienda, trabajo, derechos sociales, seguridad social”, advirtió Maduro desde Managua, donde se encuentra tras asistir a la toma de posesión de la nueva presidencia del Comandante Sandinista Daniel Ortega.

madurocup Instó sobre la necesidad de dar a conocer, debatir y presentar los resultados de los gobiernos de Lula da SIlva y Dilma Rousseff en Brasil; Néstor  Kirchner y Cristina Fernández en Argentina, Fernando Lugo en Paraguay; Evo Morales en Bolivia, Rafael Correa en Ecuador, Tabaré Vásquez y José Pepe Mujica en Uruguay; Daniel Ortega en Nicaragua; Mauricio Funes y Salvador Sánchez Cerén en El Salvador, entre otros casos, para compararlo con las nefastas políticas de los gobiernos de derecha que ahora buscan asaltar el poder mediante engaños.

“Y la Venezuela de Chávez, de la mano del inmenso milagro social de la Revolución Cubana, de las misiones sociales, de la Alianza ALBA. Si lo medimos uno por uno, de los índices de bienestar y vida, nunca antes nuestros pueblos había tenido tantos derechos sociales, políticos, culturales, humanos, espirituales. País por país, podemos dar ese debate y estamos obligados a darlo”.

Sobre Venezuela, alertó que el ataque económico que vive el país desde varios años, busca dañar todo lo logrado, pero fracasarán nuevamente.

“Hemos ido aprendiendo, errores hemos cometido, ¡claro!, hemos tenido concepciones sobre algún tema, lo hemos aprendido y corregido”; reconoció, retando a los analistas de la derecha y a quien lo desee a comparar las precarias condiciones de vida de los venezolanos en el siglo pasado y todos sus derechos negados, en contraste con los inmensos beneficios sociales y derechos instaurados desde 1999, con la llegada del Comandante Chávez y el inicio de la Revolución pacifica, democrática, humanista y bolivariana.

madurodelcyObama maniobra contra recuperación del petróleo

Pidió evaluar el significado que un país moderadamente pequeño como Venezuela, en el año 2016 ha resistido con el petróleo a 20 dólares el barril en promedio, con la guerra monetaria y ataques permanentes a los precios del crudo en la guerra del petróleo que impulsó el presidente de EEUU, Barack Obama.

“Es la obsesión de Obama quien está haciendo maniobras para que no se recupere el petróleo. Los precios del petróleo han bajado los dos últimos días y detrás está la mano de Obama. El coletazo lo llamo yo, de los últimos días de Obama”, advirtió.

Comentó que a diferencia de los gobiernos progresistas de la primera década del siglo XXI en América del Sur y El Caribe, los 8 años de Obama en EEUU ha representado un daño sin precedentes a la humanidad entera.

“Quiere hacer daño hasta el último segundo porque Obama y su balance de 8 años lo que ha hecho es daño a la humanidad, a la paz y a su derecho a vivir y a nuestra América”, sentenció.

“¡Ése es el balance de Obama. Tanta esperanza frustrada que se levantó en EEUU y el mundo y el Obama de Washington terminó tragándose y matando al Obama de Chicago!. Prefirió entregarse complaciente a los brazos de los que mandan y a los lobbys de Washington y olvidarse del pueblo de Chicago y cuando digo Chicago digo los pueblos del mundo”.