foto

 

Caracas, 20 de marzo de 2017.-  El plan especial para ganar la guerra que están originando algunos sectores en la comercialización del pan  tiene como propósito normalizar y regularizar el funcionamiento de las compras de este alimento en las 709 panaderías de Caracas, señaló el superintendente nacional para la Defensa de los Derechos Socioeconómicos, William Contreras.

En un Programa Especial transmitido por Venezolana de Televisión (VTV) este lunes la máxima autoridad de la Sundde detalló que “el mal funcionamiento” de las panaderías se refleja en las colas que se generan para que el pueblo tenga acceso a ese rubro.

Contreras expresó que “la campaña mediática y guerra psicológica contra el pueblo ha hecho pensar que es normal el funcionamiento de las colas en estos comercios porque (…) ese es el discurso que se maneja desde los voceros (de derecha), lo cual yo denomino sicarios económicos que salen a desinformar aludiendo que si no hay materia prima, no se puede producir”.

Recordó que a partir del año pasado comenzó un trabajo de observación para determinar del porqué se generan las colas con el acompañamiento de la Gran Misión de Abastecimiento Soberano (GMAS) donde se detalló las condiciones de insalubridad de algunas panaderías.

Agregó que algunos sectores políticos y empresariales que están en contra el Gobierno tienen como objetivo la desestabilización de la República Bolivariana de Venezuela. “Es un producto que es cotidiano (el pan), la panadería forma parte de la cotidianidad”, dijo.

Aclaró que de 114 panaderías inspeccionadas 22 se unieron para funcionar como escuelas panaderas y agregó que hay cursos dirigido por la Misión Saberes y Trabajo para la formación de los maestros panaderos.

Contreras indicó que este abordaje a las panaderías permitió el diseñó de un  instructivo donde realizaron ajustes para entonces iniciar un despliegue mayor junto al poder popular.

Indicó que posteriormente se convocaron a los representantes de las 709 panaderías con el fin de indagar quiénes son sus proveedores y las actualizaciones de datos, además establecer las normativas jurídicas para las ventas de este rubro.

El superintendente enfatizó que “el prestamos de materia prima está prohibido, está penado por la ley porque es preventa del producto”.

Dijo que también se debe garantizar la distribución de trigo cumpliendo los lineamientos establecidos por el Ejecutivo Nacional.

“Dichas irregularidades (en la venta del pan) son provocadas por las misma federaciones, asociaciones y privados (empresas) que intervienen”, señaló.